Categoría: Reflexiones Comentarios: 0 0

[themoneytizer id=”59964-31″]

10 COSAS QUE PUEDES APRENDER DE TUS FRACASOS

A nadie le gusta fracasar, pero es parte de la vida. Todos lo evitamos a toda costa y pensamos que es lo peor que puede suceder. Pero aunque no lo crean, el fracaso tiene algo bueno. Es un gran maestro cuyas lecciones pueden cambiar tu vida. Así pienses que no puedes aprender nada de algo que te hace sentir derrotado, sí es posible.

Todos tenemos muchos fracasos y errores en nuestras vidas, pero lo que no debemos permitir es sentirnos derrotados por estos. De hecho, es necesario que los enfrentemos para que sepamos quiénes somos, que podemos volver a levantarnos y seguir adelante a pesar de ellos. Con esto en mente, aquí les traemos diez cosas que los terapeutas dicen que puedes aprender de tus errores y fracasos del pasado:

  1. TUS FRACASOS PUEDEN LLEVARTE AL ÉXITO, EVENTUALMENTE

Es posible que hayas escuchado miles de historias de personas exitosas que lo lograron después de muchos fracasos.  Por ejemplo, Thomas Edison falló más de mil veces antes de fabricar con éxito el primer bombillo.

Muchas de esas personas son muy conocidas cuya perseverancia y después de muchos nuevos inicios finalmente consiguieron el éxito. Probablemente has escuchado estos nombres:

  • Walt Disney
  • Henry Ford
  • Albert Einstein
  • Steven Spielberg
  • J.K. Rowling
  • Stephen Jobs

No sabes si tu último fracaso es en realidad el último y el siguiente intento te lleve al éxito. Por tanto, aprende las valiosas lecciones de tus errores y fracasos, y sigue adelante.

  1. TUS ERRORES Y FRACASOS SON PARTE DE LA VIDA

Las dificultades, los pasos en falso y los problemas van de la mano cuando luchas por alcanzar tus sueños. Cada fracaso cambia tu perspectiva y te ayuda a decidir si necesario cambiar de camino en la búsqueda de tus sueños. La mayor parte del tiempo, cuando estás intentando hacer algo o alcanzar un sueño, simplemente se trata de prueba y error, prueba y error. Fracasar puede ser la clave para mostrarte cuál es el mejor camino.

  1. DEBES APRENDER A FRACASAR

Los deportistas profesionales fracasan una y otra vez. Es parte de la competencia. Sus entrenadores siempre les recuerdan que después de caer tienen que levantarse y mejorar sus habilidades. Un estudio encontró que enseñar a los niños a fracasar aumenta su confianza y los ayuda a ser adultos resilientes.

Si no aprendes a fracasar y levantarte de nuevo, vivirás paralizado y estancado. Con miedo a correr riesgo y probar cosas nuevas. La vida ya de por sí es complicada, para que a eso le agregues lidiar con el miedo a todo.

  1. LOS FRACASOS TE ENSEÑAN QUE LA IMPERFECCIÓN ESTÁ BIEN

Hoy en día, las redes sociales son un culto a la perfección. Te hacen sentir inferior y frustrado. No debes permitir esto porque como todos sabemos la vida real no es perfecta. El fracaso te enseña que la vida no es perfecta y ordenada como las imágenes de las redes sociales. Cuando aceptas sus imperfecciones, sentirás paz. Entiende que a veces no puedes hacer nada con respecto a tus fracasos, más que aceptarlo y seguir adelante.

  1. LOS FRACASOS TE AYUDAN EN LA CRIANZA DE TUS HIJOS

El fracaso es una experiencia muy común, nos sucede a todos. Nadie es perfecto. Cuando experimentas un fracaso, como por ejemplo, perder tu trabajo, la forma como lo manejas le dice mucho a tus hijos. A medida que tus hijos van como afrontas tus fracasos, aprenderán a afrontar sus propios fracasos según el ejemplo que les des. También aprenderán que la vida no siempre sale como lo has planeado o que se quiere.

Proteger a tus hijos de las decepciones, fracasos y errores sólo los perjudicará y no tendrán capacidad de crecer resilientes y saber aceptar el fracaso. Usa tus fracasos para enseñarles a perder, levantarse y no darse por vencido.

Permite que tus hijos tomen riesgo, prueben cosas nuevas, se equivoquen y que a pesar que fracasen muchas veces, se levanten y lo intenten de nuevo. Déjalo que fallen a veces. Esta es una lección muy importante que los padres deben enseñar a sus hijos, para que se conviertan en adultos independientes y mentalmente fuertes.

  1. LOS FRACASOS TE ENSEÑANA A SER FLEXIBLE

Cuando fracasas en algo, ya sabes que no es por ahí y lo intentarás hacer de otra forma. Así aprendes a adaptarte, a ser flexible cuando debas serlo. El fracaso te ayuda a entender que hay muchas formas de lograr tus sueños, que hay muchos caminos para llegar a la meta.

Incluso, a veces, es necesario deshacerse de costumbre y empezar de nuevo, y eso está muy bien. Si no eres flexible, no aprenderás nada y no probarás cosas nuevas, nuevos caminos, nuevas formas.

  1. LOS FRACASOS REVELAN TU CARÁCTER

Fracasar apesta. Es una mala experiencia, que a veces puede ser muy humillante pero que te revela quién eres y el carácter que tienes. Tu verdadero yo sale a flote cuando todo sale mal. Si te enojas, amargas y culpas a los demás, estás demostrando al mundo que eres un verdadero fracasado. Debes tener humildad. Si quieres conocer a alguien de verdad, no veas cómo maneja sus éxitos sino cómo maneja sus fracasos.

  1. LOS FRACASOS TE AYUDAN A CONCENTRARTE

Fracasar te puede desanimar. Pero una vez que todo se aclara y calmas tus emociones, te ayudará a tener una mejor perspectiva y volverás a concentrarte en tus objetivos. Quizás conseguir el trabajo de tus sueños, se volvió una pesadilla. Esto te obliga a elegir un nuevo camino para concentrarte en lo que realmente quieres. Muchas personas empiezan una carrera que después ya no les gusta, por tanto se aventuran a hacer otra muy diferente.

Así que trata de no sentirte derrotado por tus fracasos. Piensa en ellos como escalones que te llevarán a la cima que tanto anhelas. Deja que el fracaso reviva una vieja pasión o te haga querer estudiar algo nuevo.

  1. EL FRACASO TE ENSEÑA A PROBAR OTROS CAMINOS

Puede que veas al fracaso como un desvío pero, en realidad, te está guiando para que vayas por el camino correcto. Todos sabemos que hay muchas maneras de lograr un mismo objetivo. Si una manera falló, hay otras maneras de intentarlo. Fracasar aumenta tu curiosidad y creatividad para probar cosas nuevas, ideas y maneras que no habías considerado antes.

  1. A LA GENTE NO LE IMPORTA QUE FRACASES

Cuando fracasas, te preocupas demasiado por lo que los demás van a pensar. Pero en realidad, a la mayoría no le importa. Te conocen y te aman por lo que eres, no por lo que hayas conseguido o no.

Entendemos que a veces es vergonzoso equivocarse o fracasar, pero la gente es comprensiva porque también se ha equivocado y fracasado. No están tan preocupados por tus fracasos porque están lidiando con su propia vida. Así que, relájate y fracasa tranquilo. Pero eso sí, levante e inténtalo de nuevo. Tus seres queridos siempre te amarán sin importar cuántos fracasos o éxitos tengas en tu vida.

4 CONSEJOS QUE TE AYUDARÁN A RECUPERARTE DE TUS FRACASOS

A pesar de saber que fracasar te puede enseñar muchas cosas necesarias para la vida, también puede ser muy difícil de superar o recuperarse. Así que, aquí algunos consejos que te ayudarán a superar tus fracasos y seguir adelante:

  1. REFLEXIONA SOBRE LA LECCIÓN QUE TE DEJA

Da un paso atrás y saca todo lo que puedas de tu fracaso para obtener un mejor perspectiva de la situación y cuál será el próximo paso. Así obtienes una mejor visión y esperanza sobre tu futuro.

  1. PIDE LA OPINIÓN DE ALGUIEN DE CONFIANZA

Asegúrate de que esta persona te conozca realmente y que te sientas cómodo con lo que te pueda decir. Pídele una crítica constructiva y consejo de cómo proceder. No es necesario que sigas sus consejo pero vale la pena verlo desde la perspectiva de otra persona.

  1. HAZ ALGO AL RESPECTO

Cuando aprendas la lección que te ha dejado tu fracaso, haz algo. Busca una solución, otro camino, corrige, rectifica pero no te rindas. Sea lo que sea decidas hacer, no te detengas. Haz algo y sigue adelante. Usa tus dones y talentos lo mejor que puedas.

  1. NO PIERDAS LA ESPERANZA

Cuando fracasas es normal sentirte devastado. Es difícil recoger los pedazos de tu corazón roto y empezar de nuevo, pero sí se puede. No pierdas la esperanza, nunca. Siempre hay algo que puede hacerse, una solución, seguir otro camino, volver a empezar, un propósito que cumplir. La vida está llena de éxitos y fracasos. Deja que tus errores y fracasos te guíen hacia nuevos aires, nuevos horizontes.

Fracasar no es divertido, pero es un excelente maestro si quieres aprender. Revela tu verdadero ser, te enfoca en tus metas y te ayuda a ser más empático con otras personas que también fracasan. La vida es un aprendizaje, así que caer de vez en cuando está bien. Aprende y recupérate con una perspectiva fresca y nuevas planes. No te rindas. ¡Eres más que tus éxitos y fracasos!

[themoneytizer id=”59964-16″]

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.